Make your own free website on Tripod.com

                       YHVH

La conspiración diabólica

Es interesante aclarar que los Testigos de Jehová no son los únicos que tienen el punto de vista de corrupción religiosa o conspiración diabólica a partir del siglo II E.C. en lo referido a la eliminación de las benditas cuatro letras impronunciables IHVH. Casi todas las corrientes religiosas que hacen uso del nombre y no son católicas comparten puntos de vista similares. Por ejemplo, en http://lavia.org/espanol/index1.htm los que defienden la forma IAU o Yajú expresan:

"...nosotros tenemos la certeza de que el Tetragramatón debe pronunciarse YAHÚH. ...De los Evangelios se desprende el hecho de que Jesús conocía y honraba el nombre de su Padre, enseñando a sus discípulos a hacer lo mismo. El Evangelio de Juan relata que mientras Jesús ora a su Padre, dice: “He dado a conocer tu nombre.......y lo daré a conocer......” (Juan cap. 17 vers. 6 y 26). Y el Evangelio de Mateo registra que en el llamado ‘Sermón del Monte’, Jesús muestra a los que le escuchan como se debe orar al Padre, diciendo: “Padre nuestro que estás en los cielos, que tu Nombre sea santificado....” (Mateo cap. 6 vers. 9) Vemos pues que el nombre de Dios no debía quedar circunscrito al mundo hebreo y ser olvidado tras la muerte de Jesús, porque estos Evangelios se escribieron para todos sus seguidores, hebreos o gentiles (no judíos) y para todos aquellos que se hiciesen seguidores de Jesús en el futuro.Pero a finales del primer siglo, el Cristianismo había recibido ciertas influencias helenistas y los argumentos filosófico-teológicos que algunas personas prominentes en las congregaciones sostenían, alejaron a estas un tanto de la pureza de la fe apostólica. Más tarde se desarrolló un antagonismo hacia los judíos y hacia todo lo hebreo en general y en este contexto, el Tetragramatón, que debía hallarse como mínimo, en los pasajes de las Escrituras hebreas que los Evangelios y las cartas de los apóstoles citan, fue con el tiempo, eliminado de las copias que se hacían de las Escrituras Cristianas."

Del comentario transcripto se desprende una influencia que supuestamente corrompe al cristianismo original. Si leemos pasajes de los evangelios y de las cartas apostólicas se puede inferir claramente que tales influencias estaban anunciadas y son responsabilizadas a criaturas espirituales opositoras a Dios. Pasajes tales como 2 Tes. 2:3-12, 2Cor.4:3,4 y 11:3-6,13-15 expresan muy claramente de dónde viene semejante engaño. (Otros textos pueden ser: 1Tim.4:1; 2Tim.2:18; y 4:3,4; 2Ped.2:1-3; 1Jn.2:18-29; Mat.24:11; Hech.20:29,30) En todos los casos se tratan de operaciones y seducciones dirigidas por espíritus malignos a fin de corromper la "verdad" del cristianismo apostólico, sirviéndose de hombres que propagan ideologías e interpretaciones progresivas o más esclarecedoras, y obviamente el asunto del nombre personal de Dios es considerado por algunos (aunque otros le resten importancia por otros motivos, como ya veremos) como uno de "sus trabajos más impecables".

Teniendo esto presente, en otro caso defensores de la forma IAVA (aunque aceptan IAUA (o IAWA) como variante) en http://pebblesofhope.org de T’Shuva International / RMI © 2002 - expresan lo siguiente :

"Por lo tanto la pronunciacion del Nombre mas bendito es “Yah’vah.”...Se ha dicho que el Nombre santo de Dios, solamente aparece en el Tenach (AT) y nunca en los “Libros del Mesias” (tambien llamado Nuevo Testamento). La verdad es que la eliminacion del Nombre bendito de Yahvah, no fue obra de sus autores, los apostoles, sino que fue el resultado erroneo de Helenizacion, la traduccion de las escrituas de los Apostoles al Griego....ha sido una conspiracion malvada para destruir el uso del Nombre bendito de Dios y el de Su Hijo Unigenito. Sin embargo, el adversario (hasatan- satanas), nunca puede destruir el bendito Memorable Nombre de Dios, pero tuvo exito al persuadir al fiel en el Mesias de olvidarse (del Nombre). E incluso hay una variedad de nombres substitutos para confundir aun mas la cosa."

Con respecto al nombre de Jesús dice:

"Sin duda bastantes aman el nombre de “Jesus.” Mientras viajamos por todo el mundo, oimos que el nombre del Mesias es pronunciado de diferentes maneras: “Iesous, Jesu, Jisu, Isua, Isa” y en Israel - [Wfhy “YehoShua.”...Asi pues el nombre de YahoShua significa, “Yahvah (el existente eterno) Salva.” La pronunciacion del bendito Nombre de YahoShua, es ... “Yah’Jo’Shu’a.” Uno puede decir que no hay nada malo sobre el nombre de Jesus pues es la version inglesa de YahoShua. El punto, sin embargo, es que aquellos que conocieron personalmente al Mesias y hablaron con el, le llamaron “YahoShua.” Usted puede decir, “pero el Nuevo Testamento esta escrito en Griego, y ahi esta escrito diferente.” Cierto, pero eso fue debido a que el Griego no tiene la letra “Y” en su alfabeto, y fue por lo tanto escrito como Vihsou / que es “Iesou.”

Sin embargo, en este punto, deseo hablar de OTRO hombre de Dios en la Palabra, y su nombre tambien fue “YahoShua.” el nombre de este hombre tambien fue escrito como VIhsou, o “Iesou” en el Septuagint (la traduccion Griega del Tenach). Pero, como fue su nombre traducido al ingles y en otras Biblias? Alli Usted lo encontrara mas cercano a su original Hebreo, “Joshua,” (en espanol esta escrito como Josue). Asi la pregunta se presenta. “Porque no fue escrito en nuestras Biblias, el nombre de nuestro Salvador como Joshua, y porque fue dramaticamente cambiado que no lleva ninguna semejanza a su nombre verdadero?” El adversario hizo obviamente un trabajo muy bueno, usando a Roma, y a los muchos supuestos eruditos (escolares) intelectuales para ocultar la VERDAD!"

Otra corriente religiosa que defiende la forma arcaica de pronunciación IAOJU ( YÁOHU) en la página http://www.YAOHUSHUA.org/index.html , dan a entender que los cambios en las pronunciaciones ocurrieron para que sonaran según los nombre de demonios que engañan a la humanidad como producto de su influencia en los escribas que mantuvieron las sagradas escrituras a través del tiempo. Ellos dicen:

"...los escribas han cambiado la palabra' ¡especialmente los nombres! Recuerden a Jeremías 8:8 de las Tanakh o Sagradas escrituras.

Molkhiúl YAOHÚSHUA (Mesías Jesús) también dijo: 'Ay de ustedes expertos en religión! Porque ocultan la verdad al pueblo. No la quieren aceptar para ustedes, y previenen que otros tengan la oportunidad de creer en ella!' - Lucas 11: 52. ...Cuando las Sagradas Escrituras fueron traducidas al griego, triste pero cierto hay que decirlo, ¡el Nombre de nuestro Hacedor y el de Su Mesías fueron también traducidos! ...Para ser fiel a los originales al traducir las Escrituras, el modo adecuado hubiera sido haber transliterado los nombres, no haberlos traducido. Esto quiere decir que hubieran sido transferidos sonido por sonido, sílaba por sílaba, en lo que se refiere a los nombres propios, especialmente los de nuestro Creador y de Su Ungido. Pero, desafortunadamente, esto no fue lo que sucedió. Los nombres fueron también traducidos - y, en efecto, ¡cambiaron! ¡Se cambiaron por los diferentes nombres de los ídolos paganos!"

De modo que, alejándonos de la idea o concepto de una conspiración humana, netamente improbable o solo posible en el campo del error humano, las explicaciones tienden a señalar de una manera indirecta a la operación de espíritus invisibles como los verdaderos causantes de tamaña confusión religiosa. Sin embargo, esta postura, que ha muchos devotos parece satisfacer, conlleva una preocupante situación incoherente. ¿Cómo puede un ser humano que necesita primero ser adecuadamente educado e informado para luego poder juzgar en consecuencia tener la capacidad para distinguir lo correcto de lo falso? Si hasta la propia Biblia ha sido alterada para engañar, ¿sobre qué base se puede juzgar? Nadie puede negar que la diversidad religiosa, que pugnan entre sí por brindar la respuesta "verdadera" a la humanidad, no es el resultado de tal supuesto "engaño". Ninguna hasta ahora ha podido brindar la respuesta que satisfaga la inquietud e interrogantes humanos en un marco de un raciocinio comprensible. La gente en general acepta aquello que sus líderes religiosos les dicen, porque previamente les han sido instalados como autoridad competente en la materia, o bien los han elegido como más probos y honestos al perturbarse existencialmente por distintos motivos en sus respectivas corrientes religiosas o ateas. No se trata de que "prefieren" creer la mentira, simplemente la mayoría se halla incapacitada para verificar por sí mismas si aquello que les enseñan es correcto o no lo es. De hecho, aún efectuando enormes tareas de investigación se culmina a una situación totalmente incierta, pues en sentido religioso nada es verificable. La misma Biblia, fuente de desarrollo de todas las religiones judeocristianas, en sus relatos resulta confusa y compleja, de intrepretación variable y diversa, inclusive hasta falsa, en el sentido de no concordar con aquello que pretende señalar como hecho histórico cuando lo hace, razón por lo cual diversos relatos deben aceptarse sin dudar, con plena fe o confianza de que son verídicos, cuando los hechos demuestran otra cosa.

Si uno abre su mente a los argumentos de cada grupo religioso, hallará que cada cual señalará la gran confusión y engaño perpetrado por satanás en el campo religioso, donde "la mayoría" es presa de la mentira y solo muy pocos (ellos, los iluminados por supuesto) están apartados y protegidos si permanecen en su grupo. Esta situación demuestra de manera lógica que la manera más segura de no caer engañado mediante algun cuerpo de doctrinas y mandatos es mediante el rechazo de todas y cada una de la variantes religiosas existentes. Sin duda es el proceder más sabio hasta tanto se aclaren las dudas.

Paradójicamente todas afirman que el solo hecho de ser franco, honesto, dirigido a la práctica de la bondad y amor al prójimo, con una conducta moral respetuosa y de mentalidad religiosa sincera no alcanza para agradar a Dios. Realmente, un disparate! Si esto no es lo más importante en la vida de cada persona entonces nada es importante, todo es un engaño, es simple basura. Si la meta de toda agrupación religiosa es utilizar la conducta humana como un medio y no un fin para agradar a Dios, entonces Dios es una simple farsa. Esto es lo que indirectamente están enseñando todas las religiones al insistir en su cuerpo doctrinal como la verdad única y monopólica por encima de la conducta humana al dirigir a las personas solo para adorar a Dios y protegerse de los demonios.

Cuando cada facción religiosa insiste en una forma determinada del nombre de Dios mientras señalan a las demás como impropias e incorrectas (al igual que hacen con el resto de sus interpretaciones sobre la Biblia y sus doctrinas), por el solo hecho de elevar al plano de "verdadero" algo que no es posible verificar de manera inequívoca, ya están mintiendo, pues casi todos reconocen la operación engañosa demoníaca en el tema religioso. La "verdad" auténtica en este caso particular sobre YHWH sería:

"Use la forma que más prefiera o considere más creíble según su entender, o en su defecto no use ninguna, porque la forma correcta o su ausencia no importa, lo importante es que usted sea sincero y practique el bien"

Nadie puede negar que ésta es la realidad concreta perfectamente verificable gracias a la operación engañosa permitida por el mismo Dios para borrar la pronunciación de su nombre, pero obviamente ninguna facción religiosa aceptará tales términos dentro de sus filas. Por ejemplo, ¿pueden algunos Testigos de Jehová nombrar en voz alta ante sus compañeros de creencia en sus reuniones u orar pronunciando "Yavé"? ¿Alabarían algunos de los que usan la forma "Yáohu" pronunciando "Jehová"? ¿Los que usan "Padre" o "Yahvéh", pronunciarían en sus iglesias o escribirían "Jehová" o "Yáohu"? ¿Usarían cualquier forma en su adoración los que no usan ninguna? Amigo lector, no sea tan ingenuo, las evidencias están a la vista.

En una ocasión recuerdo cómo un inspector de la organización de los Testigos de Jehová (que reconocen la incertidumbre sobre el nombre), conocido como "siervo de circuito", dejó bien en claro la importancia de nombrar a Dios de una sola manera. En ese caso el asunto tuvo que ver con una forma abreviada del nombre que tienen impreso los jehovístas en sus biblias en español, concretamente la forma JAH. Muchos devotos, dado que en "aleluya" la forma abreviada del nombre se pronuncia algo como "Ya" o "ia", articulaban "Ya" o "Ia" y no "Ja". Para evitar esta dispersión recurrió a un ejemplo y preguntó: "¿Cómo lo ven escrito, hermanos? ¿Cómo deben pronunciarlo? Cuando alguno de ustedes va al almacén y le pide 100 g de jamón crudo al despachante, ¿cómo se lo piden? ¿Dicen por ejemplo, 'me corta 100g de yamón...(risas del público devoto) o más bien dicen jamón (J de jota)?... Entonces, hermanos, si en la Biblia la organización a impreso "Jah" (Traducción del Nuevo Mundo producida por la Wachtower que obligatoriamente deben utilizar todos los fieles) ustedes no deben decir "Ya", sino "Ja"" Ante semejante forma elocuente de imponer una pronunciación, ¿tiene algún sentido reconocer que la forma de pronunciar el nombre no es importante? Evidentemente, tal presión sicológica para pronunciar de una sola manera no se debe a que crean que es la correcta, sino la distintiva, una que permite estar apartado del resto de las otras facciones religiosas, a fin de inculcar la idea falsa en la mente de los débiles creyentes de hallarse en la facción "verdadera" mientras las demás son "falsas". Una refinada maniobra religiosa para esconder una burda mentira. Si eso no es engaño diabólico, conspiración demoníaca, ¿qué es? "Confunde y dominarás" es el lema de los sinvergüenzas, los tiranos y los impostores. Más claro, imposible.

Por consiguiente, aunque algunos admitan honestamente que la pronunciación exacta se perdió, ninguno de ellos aceptará una forma que no represente a su agrupación, por lo que el grupo representa en consecuencia una mentira. Si a Dios mismo no le importó conservar la pronuniciaón de su nombre, dejando que los demonios la alteraran y crearan semejante confusión religiosa, ¿sobre qué base alegan las distintas facciones que su movimiento es el "verdadero"? Nada de ello habría ocurrido si el nombre IHVH fuera tan importante, es decir, representara al Todopoderoso y Unico excelso Soberano universal, Creador de todo, donde hasta los mismos demonios tiemblan y el propio satanás obedece (Sant.2:19; Job 1:12 y 2:6). Bastaba con que Dios hubiera influido para que los apóstoles transliteraran Su nombre escuchado por boca del mismo Hijo y toda esta confusión se habría evitado. En realidad, el mensaje de la Biblia se halla escrito de tal manera que permite distintos adoctrinamientos, y puedo asegurar con toda probidad que millones de personas rectas y sinceras han creído y continúan creyendo con plena convicción toda clase de doctrinas distintas imaginando tener y hasta demostrando su "fundamento bíblico" ante los demás. Y no por ello son personas que "se complacen en la injusticia", como asegura "bajo inspiración divina" 2Tes.2:12. Lamentablemente esa expresión bíblica está muy equivocada.

edgardokomar@yahoo.com.ar

Volver a página anterior

Volver a página principal