Make your own free website on Tripod.com

Engaños estructurados

Cuando leo material creacionista, defendido y distribuido por organizaciones religiosas como los Adventistas, en donde desean enseñar y dejar en claro que todos los estratos geológicos caracterizados por enormes depósitos de cientos de metros encontrados alrededor del planeta en todos los continentes pertenecen a tan solo una sola era, la diluvial, me desagrada sobremanera el método carente de datos precisos y explicaciones ordenadas y lógicas en que es presentada, y nada menos que por "profesionales" en el área científica, abundando en expresiones académicas de escaso valor, acompañadas de títulos honoríficos como para impresionar a los legos y atiborradas de largas secuencias de citas imposibles de verificar. Pareciera que su principal objetivo es generar confusión de manera sistemática y objetiva con el único propósito de hacer creíble la Biblia como Palabra de Dios a fin de imponer su autoridad a los sencillos devotos incapaces de descubrir el engaño.

Por ejemplo, una información titulada Diez Interpretaciones Erróneas de la Columna Geológica aparecida en la página de Internet http://www.icr.org/ atribuida a Steven A. Austin, Ph.D. en donde se expone su curriculum diciendo que: 

"su grado de B.S. lo obtuvo en la Universidad de Washington, su M.S. de la San Jose State University y su Ph.D. de la Pennsylvania State University, todos en geología. Sus membresías profesionales incluyen la Sociedad Geológica de América, la Asociación Americana de Geólogos del Petróleo, la Sociedad para la Geología Sedimentaria, la Asociación Internacional de Sedimentólogos.", 

...en la medida que desarrolla sus diez puntos básicamente no expone nada que no fuera contemplado por la ciencia en general. En su 1° punto pretende insinuar que el actual desarrollo geológico fue tomado de científicos creacionistas cuando en realidad fue un lento proceso evolutivo del conocimiento geológico, desarrollado por científicos que al comienzo aceptaban el diluvio como un suceso histórico porque todavía la comprensión de la geología terrestre se guiaba por la Biblia a falta de mayores datos. Algo similar ocurrió en otros campos, como en biología, donde la tabla de clasificación de formas de vida por especie agrupadas en géneros considerados creados por Dios fue desarrollada también por un creacionista, cuya composición paradójicamente inspiró a Darwin la concepción evolucionista del origen de las especies. Fue un lento y traumático paso de una visión dominada por la Biblia y la religión a una netamente independiente de ella basada en datos y evidencias comprobables posibles de recolectar en el campo. No se trata de un capricho "evolucionista" el actual desarrollo científico como pretenden instalarlo en la mente de la gente común los creyentes actuales como el señor Austin, más bien el capricho se ha instalado en grupos creacionistas y devotos intelectuales. 

Retorna nuevamente a la desinformación cuando en su 2° punto presentado, la "Interpretación errónea No. 2." dice: 

"Los geólogos compusieron la columna geológica agrupando los "periodos" y las "eras" que habían reconocido.", 

Al refutarlo simplemente esta tratando de responder a profanos que imaginan que los geólogos meramente "leyeron" los períodos y las eras (tiempo transcurrido) contando los estratos. Se necesitaron muchos años de investigaciones para correlacionar, comparando miles de datos hasta poder conformar una especie de tabla en donde se intenta desentrañar cómo pudo haber sido el pasado de la tierra para poder relacionarlo con el tiempo requerido para su formación, el cual comenzó a aparecer extrañamente prolongado a partir de los estudios e investigaciones iniciadas desde el siglo XIX. Al comienzo, las escalas de tiempos geológicos se basaron en la variación de las formas fósiles encontradas en los estratos sucesivos en combinación con cálculos realizados sobre la base de datos provenientes de la observación y mediciones de los tiempos de erosión y acumulación de sedimentos. A pesar de llegar a ser una suposición muy relativa e imprecisa, no cabía duda que el tiempo transcurrido no podría ser de apenas unos miles de años cuando se aprecia con cuánta lentitud se arrastra material producto de la erosión y se acumulan en la forma de sedimentos en grandes regiones, intercalados en muchas evidencias con depósitos de lejanas erupciones volcánicas. Existen innumerables ejemplos por toda la tierra que revelan ampliamente a cualquiera con un poco de inteligencia poder apreciar el enorme espacio de tiempo en que la vida existe en la tierra. Cuando el habla de "sistemas" se refiere a otro método utilizado en geología para dividir el tiempo geológico del ciclo de las rocas terrestres, donde la principal división del tiempo es el eón. Dado que la geología posee una estrecha afinidad con la paleontología, así como con la física, química, termodinámica, radioactividad, biología, etc., no es nada raro que sus progresos individuales resulten útiles entre sí, permitiendo a través de la comparación redoblar verificaciones a fin de establecer con mayor fuerza los fundamentos de cada una.  La ciencia está abierta a cualquiera que desee aportar hechos y datos concretos, pero bien pensados y analizados. 

En su punto No. 3. igualmente trata sobre ideas profanas que la gente común y medios de propaganda desarrollan muchas veces sin entender sobre el tema o que éstos son malinterpretados por los inexpertos y no los conceptos ordenados y consensuados tal cual aparecen en el nivel académico. Cuando habla de los fondos oceánicos es de lo más lógico que carezcan de las capas geológicas, pues actualmente se sabe que los lechos de basalto de los océanos más antiguos no tienen más de 200 millones de años, y su formación no tiene nada que ver con los depósitos continentales.  En una parte lee:

"aproximadamente al 77% del área de la superficie terrestre en tierra seca y bajo el mar le hacen falta siete o más (70% o más) de los sistemas de estratos debajo"

Remarcar "tierra seca" para luego incluir "bajo el mar", claramente no solo está abarcando al entero globo terráqueo sino que pretende decir algo que no dice. Más del 70% de la superficie de la "Tierra" son océanos, de modo que no es muy objetivo en su señalamiento, más bien es intencionado. Luego dice:

"al 94% de la superficie terrestre le hacen falta tres o más sistemas debajo"

Ahora sí solo habla de los continentes actuales. ¿Y cuál es el problema si al "94% de la superficie terrestre le hacen falta tres o más sistemas debajo"? ¿Acaso toda la superficie de la tierra debe tener "acumulada" las 10 capas geológicas semejante a "una estructura análoga a la "cáscara de una cebolla"" para probar que su tesis catastrofista es falsa? Eso es infantil, porque es de esperarse que en distintos lugares éstas hayan sufrido distintos grados de erosión y hasta desaparición o transformación en las épocas geológicas subsiguientes. En su apreciación no es capaz de darse cuenta tampoco que los depósitos nunca pueden cubrir toda la superficie terrestre, sino solo en los lugares donde en las épocas sucesivas el sedimento pudo acumularse al provenir de regiones más elevadas accionado mecánicamente. Además, las rocas cumplen ciclos y se renuevan. Las más profundas pasan a formar parte del magma a medida que se hunden y retornan en las erupciones volcánicas. Todo cambia en este planeta, aunque los creacionistas no se percaten de ello porque sus relojes del tiempo solo les permiten ver hasta 10.000 años.

En el punto No. 6.  enfrenta una afirmación en el campo científico con la mesura o equilibrio propia del mismo método científico vigente pero que trata de influir con un matiz diferente desconocido en el ambiente profano, típico de los devotos que creen. El uso de fósiles marcadores ha sido muy útil para determinar a priori la edad probable de un estrato, el cual más tarde quedó confirmado definitivamente. Si el señor Steven A. Austin ha hallado trilobites en los fondos de lagos secos del terciario, es decir junto con restos de mamíferos acuáticos; o restos de ictiosaurios y plesiosaurios en sedimentos cámbricos, es decir junto con trilobites por ejemplo; sería muy bueno que lo diera a saber publicándolo en libros y revistas científicas de divulgación general y no especulara simplemente con argumentos vacíos detrás de púlpitos religiosos. Hasta el día de hoy el principal problema de los creacionistas consiste en poder contestar satisfactoriamente cómo es posible que solamente formas de vida únicas se hallen separadas con relación a otras en distintos estratos y en una misma zona por todas partes de la tierra. No se han encontrado mezclados en ninguna parte, a no ser como consecuencia de derrumbes y reubicaciones posteriores, pero generalmente ya muy deteriorados y fragmentados. Y no se trata solo de fósiles diferentes, sino de ecosistemas propios. Hay estratos que representan ecosistemas marinos, y en tales ambientes marinos existen fósiles exclusivamente marinos, y en ambientes marinos tenemos de baja profundidad, mediana, alta y profunda y en cada una se distinguen dichos ambientes, en ambientes terrestres, con sus variantes, se encuentran fósiles exclusivamente terrestres respectivos a las variantes existentes que los contienen, en ambientes lacustres se encuentran fósiles exclusivamente lacustres, en ambientes fluviales se encuentran exclusivamente fósiles de ambientes fluviales, y según los niveles de ubicación las formas de vida de cada sistema son propias, distintivas de otros niveles de ambientes idénticos o similares, y una parte de ellas son exclusivas de determinados estratos o niveles, correspondiendo a los llamados "fósiles marcadores". Pasar por alto estas nociones muy claras y expuestas ante cualquiera que desee comprobarlas es realmente un recurso fraudulento o imbécil a esta altura del conocimiento y movilidad humana disponible.

Pero donde comete el mayor error o una clara manifestación fanática o estructurada para engañarse a sí mismo y a los demás es en el punto No. 7. No es posible que un geólogo como este señor mencionado diga semejante tontería. Es ridículo que pretenda inferir de manera invasora el concepto de formación lenta de acumulación de estratos en forma de láminas y lechos en lo referido a las eras geológicas con las evidencias de formaciones sedimentarias rápidas en ciertas zonas, como cuando los geólogos han visto que "los lechos se forman rápidamente en las llanuras de aluviones de los ríos durante las inundaciones, en áreas marinas superficiales durante las tormentas, y en aguas profundas por las corrientes turbias" tal como lo expresa. En realidad no dice nada nuevo, esto ya se sabe, pero por la manera de manifestarlo intenta dejar la idea que las láminas también se pueden formar por cientos o de a miles en tan solo un año. No existe un solo lugar del planeta donde se formen miles de láminas formando gruesos estratos en un año por más grande que fuera una inundación. Los depósitos laminares son típicos de ambientes calmos, no encaja con la idea de un catastrófico diluvio. Se acumulan por ciclos. Normalmente se los puede ver como la culminación de una secuencia de deposición, cuando en su tiempo el nivel del agua que arrastró material a una cuenca disminuyó debido a la propia elevación de sitio del depósito o bien debido a cambios en el caudal por variaciones del terreno alto o cambios meteorológicos. En cuanto a los lechos, las formaciones rápidas, muy frecuentes, son también muy puntuales, y no abarcan grandes extensiones de territorio. Aunque resultaran gruesas, cada deposición es un (1) estrato, con una característica propia y más o menos homogénea. No se subdivide en cientos de diferentes estratos de composiciones distintas o claramente repetitivas, porque es el resultado de una sola acción meteorológica. Por otra parte, muchas de ellas se "mueven" de un lugar a otro y no quedan "fijadas". Hay que saber distinguir los estratos recientes de otros que invariablemente son muy antiguos y cuya formación requirió de mucho tiempo. Y como es lógico, muchas de ellas en un pasado distante pudieron quedar "fijadas" en determinados lugares para cuando fueron sepultadas y la erosión posterior simplemente "pasó" por otro lugar. Muchos depósitos sedimentarios son redeposiciones de material de épocas antiguas ocurrido en esas épocas, y una elevación de 5 o 10 metros de material con estratos de distintos grosores bien pudo incluso corresponder a la acción de tan solo 1 año si en esos tiempos las lluvias fueran muy frecuentes y la zona se hallara cerca de un monte. Pero es francamente estúpido pretender autenticar con ello la formación de todas las miles de láminas y lechos por la sola acción de un (1) diluvio de menos de un año de duración en todos los depósitos alrededor del planeta que contienen fósiles cuando los mismos revelan en sus sucesivos estratos distintos ambientes que los diferencian entre sí. Otro problema que surge obviamente es de dónde provino el material para formar las enormes sucesiones de capas. En zonas puntuales o en regiones geográficas determinadas no es difícil entenderlo, pues provienen de zonas cercanas más elevadas, pero que los depósitos sedimentarios abarquen toda la tierra y en miles de metros de espesor, el asunto se torna imposible. Máxime cuando los creacionistas y otros devotos consideran que todas las elevadas montañas de la actualidad se formaron después del diluvio. Que toda la superficie de la corteza terrestre fuera removida en cientos de metros de profundidad y vuelta a depositar mezclando selectivamente la flora y la fauna con huella de animales vivos, delicadas mariposas, huevos de dinosaurios en sus nidos, etc. etc. es un disparate, a menos que digan leyendo la Biblia que Dios arrojó desde los cielos enormes baldes de escombros marcianos y venusianos para ir formando las capas de entierro mientras se encargaba el mismo de colocar en camadas ordenadas y sucesivas las distintas formas de vida con sus ambientes y delicados restos...¿para?... para confundir a los que no tienen fe....(¡¿?!)

Es imposible aceptar los dichos de este señor cuyos abundantes títulos honoríficos probablemente los obtuvo sentado detrás de un escritorio o bien son completamente falsos o los que escribieron ese material lo "usaron" para pretender seriedad en sus disparatadas ideas. Con solo salir al campo para visitar ciertas zonas del planeta se pueden hallar claramente estratos que muestran una sucesión ordenada sin ninguna evidencia catastrófica de distintos estados geológicos. Yo mismo lo invito, si es que desea informarse un poco más y así poder añadir otro título o distinción honorífica para que pueda exhibirla a los ignorantes, a conocer distintas regiones paleontológicas en donde es imposible afirmar lo que este señor pretende enseñar. Por ejemplo en la Patagonia, se pueden ver, palpar y estudiar una serie de estratos acumulativos que muestran claramente de abajo hacia arriba una sucesión de épocas en que el terreno era continental, con ríos, deltas, árboles, pasando luego a uno marino, con gruesos depósitos de distintos tipos, evidenciando una prolongada y repetitiva acción invasora oceánica de distintas profundidades para pasar lentamente a otro continental totalmente diferente. Metros y metros de sedimentos sepultaron distintas condiciones de vida, manteniendo intactos y sin mezclarse los diferentes fósiles que revelan tal serena deposición y posterior preservación, hallando a partir de cierto nivel inferior diferentes tipos de dinosaurios, pasando luego a peces, caracoles de agua dulce, ranas, árboles y tortugas de distintas especies; luego plesiosaurios, indicando intrusión marina con elevación del nivel del mar, luego capas intercaladas de yeso mineral y cristalino evidenciando retiradas y regresiones, finalmente enormes acumulaciones de restos de moluscos para finalmente desaparecer tras dejar sus rastros de capas de yeso y conformar por encima una deposición continental con aparición de otras formas de vida totalmente diferentes a todas las anteriores, es decir nuevas: los mamíferos. Entretanto, la erosión hizo su trabajo en el territorio en determinados lugares y la posterior sedimentación acumuló y dispersó nuevas formaciones. En tales dispersiones se formaron nuevos ecosistemas, sepultados luego y encontrados por debajo o a los mismos niveles de formaciones más antiguas gracias a la labor erosiva que había quitado buena parte del material viejo acumulado. En la región se pueden ver estas formaciones entre dos ecosistemas distintos, uno marino de gran profundidad con abundantes restos de moluscos más antiguo con otro fluvial con lechos y troncos petrificados más joven a menor nivel. ¿Cómo ocurre? Primero en determinados lugares después de depositadas las formaciones antiguas la erosión quita material, bajando el nivel del piso respecto a los niveles de depósitos existentes más elevados. Allí, bajo ciertas condiciones climáticas actualmente inexistentes, se desarrollan nuevos ambientes o ecosistemas. Posteriormente, cambios en la configuración de sedimentación hace que nuevo material arrastrado los sepulte nuevamente, conservándolos. El clima cambia y no se producen más ambientes fluviales en dicha zona. Luego, nuevamente se erosiona la zona y aparecen partes de ellos, resultando visibles después que la erosión nuevamente esculpe lentamente el área dejando colinas, valles y hondonadas, lo que ha permitido en la actualidad descubrir tales depósitos paleontológicos más antiguos y menos antiguos mezclados. A primera vista parecieran depósitos anteriores a los niveles superiores, pero son posteriores, es decir mucho más jóvenes. Esto explica en parte su 'desencajado orden de la columna' de su punto No 4. presentado como un enigma irresuelto. Ello es muy común en todas partes. Y este proceso calculado en base a las condiciones climáticas actuales, que seguramente permanecieron durante los últimos 4.000 años, muestran que nunca pudieron efectivizarse en tan poco tiempo. Por si no sabe este señor, existen tasas geológicas que miden la velocidad de la erosión, conocidas después de décadas de mediciones e investigaciones en todas partes de la tierra en distintos climas y suelos. Afirmar que todas esas capas que mencioné se depositaron en un año y luego se erosionaron en 4.000 años es más absurdo e ilógico que considerar la explicación clásica de la ciencia actual, la que puede intuirse con prestar un poco de atención desprovista de apasionamientos teológicos. Pero algo más grave es que tales depósitos ubicados a niveles por debajo de otros depósitos más antiguos, todos con restos de vida, revelan irrefutablemente tiempo biológico y geológico, algo que jamás pudo ocurrir durante una catástrofe de unos meses de duración.

Los últimos descubrimientos sobre la formación de los lechos oceánicos y de las cordilleras echan por tierra definitivamente cualquier suposición catastrófica de la estructura geológica terrestre actual. Los creacionistas, en vez de ver a la sucesión ordenada de fósiles en los sucesivos estratos como evidencias de una alternancia progresiva en el tiempo de distintas épocas de vida, lo ven como el orden de entierro durante el diluvio bíblico. Para ellos fue indudablemente el cataclismo narrado en la Biblia el que erosionó y depositó todos los sedimentos tal como lo encontramos hoy. Por eso niegan deliberadamente las existencia de "ambientes" prehistóricos, hecho que anularía por completo su tesis de cataclismo hidráulico asociado al diluvio bíblico. Lo cierto es que sería totalmente imposible que semejante catástrofe apilara no solo formas de vida diferenciadas sino también las composiciones de los suelos que forman esos estratos acordes a las formas de vida allí halladas, conteniendo inclusive hasta registros de delicadas formas de vida. Esas características propias de los estratos son las que definen los llamados "paleoambientes". Como puede verse, su fanática lucha está cegada por la religión. En vez de mostrar sus títulos y honores para encandilar a los ignorantes sería mejor que expusieran sus ideas con mayor honradez y desprovista de apasionamiento religioso para enseñar y educar con auténtico profesionalismo. Realmente resulta irónico que personas inteligentes que no aceptan fácilmente cualquier argumento se aferren a tan estúpidas y obsecuentes teorías estrafalarias para defender nada menos que a la Biblia y a Jesucristo.

En otro sitio creacionista, http://www.answersingenesis.org/español/ se señala entre otras cosas a una prueba del diluvio al declarar que los "rasgos delicados en algunas superficies que fueron preservados en unidades de roca subyacentes—como marcas de olas y huellas- indican que no hubo una brecha grande antes de que la siguiente unidad fuera depositada", realmente raya el disparate. Ellos pretender decir que al hallarse marcas de olas, como las ondas y huellas de pisadas o marcas de lluvia, señalan con ello que todos los depósitos geológicos debieron ocurrir en poco tiempo. Eso no es ciencia, es imaginación. El que en ciertos lugares se encuentren marcas de ese tipo, simplemente muestra que en esos lugares tales indicios sí fueron cubiertos antes que se erosionaran o alteraran, pero no significa un patrón de comportamiento para todo el resto de las formaciones geológicas del globo. No es serio lo que afirman, solo sirve para engañar a los ignorantes e incapaces de razonar un poco más profundo. Es un razonamiento corto y es estúpido pretender usarlo como una evidencia científica. De hecho, sin darse cuenta exponen un serio problema que el catastrofismo no ha podido resolver: ¿Cómo es posible que enormes fuerzas hidráulicas que supuestamente según sus propias teorías amontonaron en unos cuantos meses decenas de cientos de metros de sedimentos pudieran conservar las delicadas huellas de aves y otros animales, marcas como gotas de lluvia y toda clase de delicados fósiles?

En otra parte señalan con una imagen en blanco y negro ciertos depósitos referidos al gran cañón, caracterizados por notarse claramente la división sucesiva entre sí depósitos de roca dura, pudiendo ver las separaciones nítidas y paralelas de cada uno de ellos. Dicen referirse a la arenisca de Coconino, de más de 100 metros de espesor que se encuentra sobre un esquisto o pizarra Hermítica. Los insólito es que señalan a una clara línea demarcatoria horizontal paralela a otras debajo de dichas deposiciones que aparecen en la imagen como una prueba de que tales capas debieron acumularse en poco tiempo, porque de lo contrario afirman que los efectos de la erosión habría desfigurado la pizarra de Hermit al grado de ondularse y perderse en algunos sectores a medida que se formaba antes que la arenisca se depositara después, presentando surcos y canales. Afirman que la formación de Cononino cubrió la vasta zona de 250.000 Km2 en tan solo unos días y que obviamente la pizarra debajo fue otro depósito de días anteriores. No lo quiero imaginar, pero supongo que para ellos el gran cañón se formó meses después de finalizado el diluvio a medida que se escurrían las vastas aguas abriendo una enorme brecha y toda el área al mismo tiempo se levantaba orogénicamente... 

Sin entrar en detalles sobre tales teorías ni en la imagen fotográfica pero sí en lo referente a las formaciones mencionadas por sus nombres específicos, ¿porque la pizarra de Hermit, de origen arcilloso es "pizarra", y cómo es que encierra huellas de gotas de lluvia, fósiles de helechos y de insectos? ¿Se retiró la inundación global por algunas horas para permitir que gotas de lluvia dejaran sus marcas en la arcilla blanda y evitar que desapareciera cubriéndola con una lámina de arcilla nueva y así sucesivamente? Si estaba blanda todavía mientras se formaban tal como aseguran, ¿cómo es que al depositarse abruptamente encima la arenisca de Coconino, de composición arenosa, no sufrió desfiguraciones? Si esperan que la capa de esquisto fuera erosionada siendo ya una capa endurecida por efectos del viento y de la lluvia, ¡con cuanta más razón una capa blanda con toneladas de material de alta densidad y abrasivo! No me van a decir que dicha formación arenosa se depositó suavemente en la forma de copos de nieve sobre la inmensa capa plana y nivelada de arcilla blanda, ¿verdad? ¿Cómo es posible que los múltiples estratos de dicha formación de arenisca contengan resguardadas delicadas huellas de primitivos reptiles y anfibios anteriores a los dinosaurios? ¿Cómo pudo permitir una acción hidráulica constante de tan solo unos días dar paso a que recorran el lugar animales vivos? ¡Por favor! Los charlatanes religiosos son verdaderamente insoportables. No tienen siquiera una pizca de inteligencia o son unos farsantes embusteros o unos idiotas. Honestamente, no pueden afirmar algo con tanta seguridad si sus ideas o teorías hacen agua "diluvial" por todos lados.

Como queriendo insistir en tales "evidencias" vuelven a señalar lo que para ellos son pruebas de formaciones rápidas de sedimentos al decir y repetir entre otras cosas que:

"Falta de rasgos de erosión en las capas de roca o entre las unidades de roca (cualquier interrupción de tiempo significativo resultaría en la formación de canales en el estrato expuesto, por la acción del agua o el viento) "

Eso es lo que suele verse en ambientes continentales, pero otros sedimentos se depositan en zonas bajas y llanas donde existieron lagos o mares. Por eso, no siempre es del modo que señalan, porque existen muchos sectores o áreas geológicas donde ocurrieron en un pasado deposiciones revelando ambientes del tipo lacustre o marítimo, donde obviamente tales sedimentos se fueron acumulando sucesiva e ininterrumpidamente a través del tiempo sin disturbios erosivos y seguramente no en millones de años entre estrato y estrato como manifiestan en su alocución. Pero en otras áreas sí aparecen rasgos de erosión...¿y qué hacemos con ellas?

También señalan en relación a los estratos y fósiles:

• "Fósiles poliestráticos—por ejemplo troncos de árboles atravesando estratos que supuestamente representan millones de años (estos son comunes en carbón) muestran que los estratos debieron haber sido depositados en sucesión rápida, de otra manera, las copas de los troncos se habrían podrido sin dejar rastro.

• Ausencia de capas de suelo fosilizadas en los estratos de roca, indicando que no hubo grandes brechas de tiempo."

Francamente, que afirmen que han sido hallados troncos petrificados en carbón mineral atravesando estratos minerales que han sido catalogados como de millones de años de diferencia entre la copa y la raíz, es a todas luces una manipulación deshonesta. Me agradaría ver fotografías de tales descubrimientos tan "comunes". Un fósil "poliestrático" (palabra desconocida) bien puede corresponder a restos expuestos ya fosilizados de un proceso de preservación anterior vueltos a cubrir nuevamente por material sedimentario nuevo y descubiertos por la erosión después, apareciendo como si hubieran fosilizado en los estratos que los exponen. En cuanto a la ausencia de suelo fosilizado, ¿a cuáles estratos y a qué tipo de suelo se refieren? ¿No pretenderán insinuar que se hallen capas de humus con restos vegetales petrificados entre una pizarra y un depósito de arenisca? ¿A lo mejor esperarían encontrar lombrices petrificadas para dejar de insistir en su descabellada teoría de geología diluvial? Con la idea de depósitos "rápidos" que tienen les parece que si no hallan tales restos el depósito superior le "cayó" encima al poco tiempo. Eso no es serio. La transición es lenta, y cuando se trata de depósitos continentales, los restos orgánicos no pueden ser preservados a menos que fueran sepultados de manera rápida por lodo y se hallen bajo la acción de aguas subterráneas durante el tiempo suficiente para "fijarlos". De lo contrario simplemente se desintegran y desaparecen. No obstante, existen muchos estratos intermedios que contienen claras evidencias de corresponder con suelos antiguos...

Cuando pretenden demostrar que los fósiles, como los dinosaurios, son simples entierros diluviales en material proveniente de otro lugar dicen:

"Las rocas que contienen fósiles de dinosaurios a menudo contienen muy poco material de plantas—por ejemplo en la formación Morrison en Norteamérica. Esta es otra indicación de que el estrato no representa eras de vida en la Tierra. Si el estrato representa una edad de los dinosaurios, ¿qué comían? Un Apatosauro gigante necesitaría tres toneladas de vegetación por día, aun así no hay indicios de vegetación significativa en muchos de estos estratos con dinosaurios. En otras palabras, vemos dinosaurios enterrados, no ecosistemas enterrados o una ‘Edad de los Dinosaurios’."

Es una mentira. La realidad es que las rocas o estratos con dinosaurios contienen muchos troncos petrificados. Si no lo saben, que vengan a ver aquí a la Patagonia que se los puedo mostrar, y si no que se informen un poco mejor antes de hablar pavadas. Además, si una avalancha de lodo o una inundación típica cubrió a dinosaurios ya muertos o los aplastó mientras cruzaban o se hallaban en un determinado lugar abierto, como en medio de un ancho río o lago poco profundo, ¿porqué tienen que hallarse vegetación "significativa" cercana al lugar del entierro en el mismo depósito para probar que existían abundantes vegetales? Los bosques con abundante vegetación se hallaban simplemente a cierta distancia, tal como se pueden encontrar muchos fósiles vegetales que lo confirman. Debe recordarse además que los fósiles, tanto vegetales como animales, son una rareza de la naturaleza. Lo normal es la descomposición y desaparición. Es simplemente estúpido el razonamiento que presentan y no de personas inteligentes que razonen objetivamente y de manera crítica contemplando todos los hechos y aún de modo crítico sobre sus propios absurdos rebuznes.

Es interesante que ellos mismos admiten su precaria teoría.

"Existen problemas al reconstruir cualquier evento histórico, pero especialmente uno que no tiene analogía moderna. Y uno así es el Diluvio. Así que tenemos problemas para imaginarnos la secuencia precisa de los eventos por los cuales el Diluvio erosionó y depositó material, creando fósiles."

Así que tienen "problemas". ¡Vaya "problemas" que tienen! No hace falta mucha imaginación para intuir qué puede suceder y cómo y cuáles cosas definitivamente no pueden ocurrir en medio de una gigantesca inundación cataclísmica. Sobran evidencias que descalifican sus afirmaciones teóricas de manera rotunda e implacable. No obstante ellos siguen insistiendo en sus afirmaciones seguros que así debe ser porque de otro modo todo su mundo de fe religiosa se derrumbaría estrepitosamente. No importa lo que digan siguen esperanzados que en algún futuro un creacionista científico del calibre de los grandes hombres les indique el camino de salida de su entreverada situación. Y ya creen haber hallado algunos que les arrojan consuelo a sus esperanzas, entre ellos el mencionado "Doctor" Austin... Lamentablemente siguen dando vueltas alrededor del cadáver podrido, llegando a realizar manifestaciones de cierta insolencia, diría temerarias, con aire de atrevidas sin asumir gallardamente lo que declaran. Son unos impostores.

Entre las evidencias para señalar que los dinosaurios coexistieron con seres humanos afirman algo totalmente extraño, desconocido:

"Hallazgos de huesos de dinosaurio sin mineralizarse (‘sin fosilizarse’). ¿Cómo pueden estos huesos, de los cuales algunos tienen incluso células de sangre, tener 65 millones de años o más? Este hallazgo nos permite deducir que sólo tienen miles de años."

¿En qué museo se hallan para poder verlos? ¿Quiénes certifican tales hallazgos?... Claramente esta declaración expone una clara calumnia a la ciencia, señalando que ha ocultado deliberadamente a la humanidad restos orgánicos de dinosaurios extintos para fundamentar el ateísmo o el liberalismo o lo que sea. De ser así el engaño es mayor de lo que nos imaginamos y debe estar dirigido y complotado por entes sobrehumanos. ¿Podemos creer en la existencia de un siniestro complot? Afirmar que la ciencia actual sencillamente se amolda a paradigmas o modelos impuestos por figuras notables del pasado para atacar a la religión, puede ser interesante, pero de ser así en ciertos casos claves y notorios, seguramente habrá científicos que lo delatarían fieles a su deber con la objetividad y conducta científica. Sin duda los mejores serían los mismos devotos "profesionales".  ¿Podrían por favor exponer ampliamente tales hallazgos en Internet donde libremente cualquiera puede decir lo que quiera exponiendo tales documentos de manera bien detallada e inequívoca para que de una vez por todas se aclare todo este podrido parloteo? ¿Tienen temor al debate y quedar en ridículo? Seguramente hay algo más que ingenuamente no tienen en cuenta. ¿Quién hoy día no desearía saltar al pináculo de la gloria rebatiendo con evidencias irrefutables errores de la ciencia actual?

Cualquier científico lo haría si tan solo tuviera en su poder tales evidencias concretas, aunque más no sea para su propia fama y renombre. Por eso, es importante tomar cierta precaución cuando presentan dichos del premio Nobel Sir Fred Hoyle, donde dice:

"La ciencia hoy está encerrada en paradigmas. Cada avenida está bloqueada por creencias erróneas, y si usted trata de que alguna revista científica le publique algo hoy, correrá en contra de un paradigma, y los editores lo tumbarán".

(J. Horgan, ‘Profile: Fred Hoyle,’ Scientific American, 1995, 272(3):24-25.)

Lamentablemente  llevan de manera sugestiva agua a sus molinos para acreditar hechos que no son. Ellos admiten que esas palabras se relacionan en un contexto distinto al tratado, pero de todas maneras juzgan a la ciencia como inepta al falsificar la realidad cuando ellos tratan de referirse a la existencia de los llamados "fósiles fuera de secuencia". Se tratan de fósiles que según ellos no deberían estar allí de acuerdo a como interpretan las teorías de las eras geológicas actuales. Ellos afirman:

"Hay cantidad de ejemplos, algunos publicados en revistas científicas respetadas, antes de que el paradigma evolucionista se encerrara. Esos ejemplos no salen publicados en las revistas científicas evolucionistas de hoy, posiblemente porque es inconcebible que pudieran existir en la cosmovisión evolucionista."

¿Cuáles ejemplos? Al mencionar a un libro especialista en la materia de 914 páginas que supuestamente demuestra la existencia de humanos en tiempos prehistóricos para acomodarse con las creencias hindúes donde consideran que la humanidad a existido por millones de años en la tierra, titulado Forbidden Archeology (Arqueología Prohibida), por Cremo y Thompson, no atinan a presentar siquiera una evidencia concreta que fuera de seria consideración. Solo se despachan a decir que:

"en al menos un caso, se han encontrado huesos humanos en un estrato más antiguo."

¿Cómo eran esos huesos humanos? Se hallaban petrificados, es decir, su estructura de trifosfato cálcico fue sustituida por minerales de roca del terreno circundante o silicificado por acción del agua? ¿Ha sido dicho estrato considerado fehacientemente como formado durante las eras de los grandes reptiles? ¿Eran realmente esos "huesos humanos" parte de un estrato o fue una tumba posterior en dicho estrato? ¿Se hallaron herramientas claramente provenientes de estratos cretácicos o más antiguos? Silencio... Al menos los hubiéramos conocido como "misterios de la ciencia", pero ni siquiera eso. Con semejante tratamiento de la información, ¿le parece serio asumir como prueba "al menos un caso" de ese tipo? Cuando ellos señalan a la ciencia actual como dominada por "evolucionistas" generan la existencia de dos polos contrarios en donde en uno de esos polos ellos mismos se colocan en la vereda de víctimas, como los vapuleados hombres rectos que defienden la verdad supuestamente porque la gente prefiere vivir sin Dios y hacer lo que quiera sin tener que rendir cuentas. Pero todo es un enredo falso, porque no tienen nada clave para decir y exponer que demostrara seriedad alguna y de esa manera pudiera señalar de manera respetable la 'perversidad evolucionista'. Si bien existen muchos científicos defensores de la evolución, eso no significa que toda la ciencia sea actualmente un baluarte evolucionista. Muchos conceptos evolutivos son simples conjeturas, y todavía hay muchas teorías. Concentrar el tema en una lucha contra la evolución es inconsistente, como si la evolución fuera el gran problema. No lo es, porque el verdadero problema no se concentra en que la vida apareció por azar en un caldo primitivo y recorrió millones de años de desarrollo. Eso no significa que no sea un asunto de debate, como muchos lo toman, sino que el auténtico problema se halla en que la geología y la biología ha demostrado de manera consistente y coherente que la vida tiene millones de años de existencia. Aún aceptando la existencia de un Dios personal Creador el conflicto no se resuelve, más bien se agranda. Cómo vino la vida no es el caso neurálgico, sino porqué ha sido de tal manera bajo el poder y control de un supuesto "Ser supremo", de allí que parece encajar mejor en un marco donde la injerencia sobrenatural es desestimada, o en todo caso indiferente a "nuestro destino individual". Máxime si relatos considerados "inspirados", como "Palabra de Dios", narran sucesos como literales cuando la ciencia halla que nunca ocurrieron, como es el caso preciso del diluvio.  De todos modos, no hay mejor manera de demostrar una falsedad científica que científicamente, pero no hay manera más estúpida de enfrentar a supuestos "equivocados" que diciendo tonterias. Mejor callarse la boca.

Corrientes religiosas como los Jehovistas no aceptan semejantes teorías creacionistas tan inverosímiles y fuera de toda realidad posible, sugiriendo en su caso que los dinosaurios y otras formas de vida antiguas fueron enterrados miles años antes del diluvio. Con ello pretender aceptar hasta cierto grado las evidencias geológicas de las formaciones, pero no pueden aceptar una existencia de la vida en la tierra de millones de años porqué introduciría una seria inestabilidad teológica y cristiana imposible de digerir. Ello los obliga a permitir solo unos cuantos miles de años hacia atrás del diluvio para los estratos con fósiles, a fin de aparentar una compatibilidad con la ciencia, pero dicho tiempo resulta totalmente insuficiente para armonizar con todos los datos y descubrimientos actuales. Hace ya varias décadas que todas la evidencias disponibles revelan sucesos geológicos portadores de fósiles que solo ocurren en enormes espacios de tiempo, como la formación de las montañas, la separación de los continentes y la formación de los océanos y su destrucción.

Lamentablemente, si ésta es la defensa de la Biblia como Palabra de Dios, me parece que ya es hora de quitarle a la misma toda el aura de sagrada que tiene y verla como un conjunto de supercherías que han engañado al mundo occidental por milenios. Francamente no puedo creer que pueda existir detrás de semejantes actitudes y enseñanzas seres sobrehumanos dechados de virtudes o santos que puedan "salvar" de alguna manera a la humanidad. Hasta ahora todas las religiones simplemente han mentido desarrollando esperanzas basadas en mentiras. Y ciertas corrientes religiosas han desarrollado engaños estructurados muy camuflados ante la gente común que no puede percatarse siquiera hasta de las más absurdas y desatinadas enseñanzas. 

Sinceramente, tales personas no merecen mis respetos. No puedo respetar a aquellos que mienten deliberadamente ni aquellos que desparraman veneno y chismes falsos. Si alguno de tales devotos cristianos tiene el valor de ser leal y fiel a la verdad que dice defender, ya es hora que se saque la careta de embustero o idiota y sepa enfrentar la realidad con dignidad. Que diga lo que tenga que decir pero que lo demuestre con todas las letras de evidencias al menos bien establecidas. Solo así podré renovar mis respetos a tales personas. De otro modo, ¡que se fosilicen!...

Edgardo Komar Dic.2002.-

edgardokomar@yahoo.com.ar